miércoles, 29 de junio de 2011

Preguntas acerca del "atentado a Benedicto Jiménez"

Benedicto Jiménez, director de Juez Justo, denunció hoy que la unidad móvil de la empresa periodística para la que trabaja y cuyo dueño es el cuestionado abogado Rodolfo Orellana Rengifo, fue objeto de un supuesto atentado con bomba molotov.

Foto: Diario Correo
Muchos saben que yo trabajé en dicha empresa periodística y que renuncié al día siguiente de que el programa Panorama propalara un reportaje que cuestionaba seriamente la integridad profesional de Rodolfo Orellana Rengifo y el manejo de sus empresas. También saben que estuve exigiendo a través del Ministerio de Trabajo que cumplieran con obligaciones laborales hasta hoy pendientes. Conocen, además, que Rodolfo Orellana Rengifo me compró una empresa hace más de dos años y que no solo nunca me pagó un centavo, sino que hasta hoy se niega a hacerlo aduciendo que ya no la necesita, a pesar de que, desde que se efectuó la transferencia, figura como gerente general en la ficha de la Sunarp y en la Sunat.

Orellana y sus socios.
Hoy mis preguntas no están dirigidas a Benedicto Jiménez, quien, luego de haber sido un destacado elemento en la lucha contra el terrorismo, ha asumido el lamentable papel de fidelísimo escudero. Tampoco a su jefe, Rodolfo Orellana Rengifo, ya que él tiene asuntos civiles y penales pendientes conmigo y será el Poder Judicial el que se haga cargo de interrogarlo y registrar sus respuestas.

Mis preguntas van a los medios que informaron y seguirán informando sobre este tema y que han pasado por alto importantes consideraciones que pueden acercar el tema al punto de equilibrio periodístico.

1. ¿Recuerdan que el empresario educativo Jorge Pazos Holder, dueño de Cesca y principal blanco de los ataques y denuncias de Rodolfo Orellana y Benedicto Jiménez desde hace años, denunció que dos autos fueron incendiados en la puerta de su casa en la madrugada del 5 de noviembre de 2010? ¿Recuerdan que Pazos acusó a Benedicto Jiménez y a Ucona, asociación civil creada por Rodolfo Orellana Rengifo, de estar detrás de lo que consideró un atentado similar al que se repite ahora -también de madrugada- pero en la puerta de Juez Justo, en el mismo local donde Orellana tiene su oficina?

2. ¿Por qué precisamente esa noche la cochera en la que normalmente no se queda ningún auto estaba llena y la unidad móvil atacada era el único vehículo estacionado en la calle?

3. ¿Por qué estaba estacionada la camioneta en un lugar donde la cámara de seguridad del local podía captar perfectamente lo sucedido?

4. ¿Por qué Benedicto Jiménez acusa raudamente a quien a su vez lo acusó en noviembre del 2010 de haber estado detrás de un supuesto atentado similar que se encuentra en investigación?

5. ¿En qué situación se encuentra la investigación sobre las agresiones físicas que sufrieron dos periodistas de Panamericana Televisión que cubrían una manifestación pacífica en el mismo local, días después del reportaje de Panorama que puso al descubierto a Orellana Rengifo? ¿Se identificó a la mujer que dirigió los ataques y que fue filmada ingresando al local luego de la agresión, invitada por la asistente de Rodolfo Orellana?

Si los medios de comunicación ahondan en los detalles de este caso y los personajes involucrados, podrán encontrar varias respuestas a estas y otras preguntas.

Cabe señalar que, hace unas semanas, cuando el Ministerio de Trabajo solicitó a la Policía que me acompañara al mismo local donde anoche fue incendiada la camioneta, el vigilante recibió la orden de decirnos que Juez Justo ya no funcionaba ahí, lo que consta en el parte de la comisaría de San Isidro. Si le dijeron a un policía que la empresa ya no estaba en esa dirección y hoy Benedicto Jiménez ha afirmado a la prensa lo contrario, de seguro que el Poder Judicial encontrará en esta contradicción un interesante elemento para evaluar ambas denuncias.

Ese mismo día, pocas horas después de nuestra infructuosa diligencia, aparecieron amenazas en este blog. Veremos qué pasará luego de esta publicación.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...